La lupa invertida

febrero, 2015

La lupa invertida

Este chico no existe, dijo la maestra, refiriéndose al alumno que estaba sentado en primera fila, por ser miope. Entiendo que tenga dificultades para ver, continuó, comprensiva, pero las dificultades no son sólo de él: yo no lo veo, ¿usted, acaso, lo ve?, y señaló para el pupitre. El otro día, un compañerito casi lo aplasta por confundirlo con una cucaracha.

El alumno la miraba, en silencio, desde la primera fila. Los anteojos eran tan gruesos que él, por detrás de los lentes, aparecía pequeño. Como una letra “o” minúscula y apretada, escrita con lápiz y fuera del renglón. O como un punto, apenas un punto final que, por falta de espacio, quedó afuera de la página.

Escrito por: Anahi flores > anahiflores.org
Ilustrado por: Lorena Rodriguez > www.facebook.com/pages/Lolita-art

 


Send to Kindle